twitter vivir sevilla facebook vivir sevilla

 

 

La otra cara de Andalucía: la provincia de Jaén

Pensando en Andalucía, en primer lugar muchos piensan en flamenco, playa y corridas de toros. Una excursión a la provincia de Jaén demuestra que Andalucía también puede tener una cara completamente distinta.

 

Jaén es el nombre de una de las ocho provincias de Andalucía (Almería, Cádiz, córdoba, Granada, Huelva, Jaén, Málaga y Sevilla). A la vez, Jaén es también la capital de la provincia con el mismo nombre, hecho que a veces causa malentendidos.

 

La ciudad de Jaén está situada a solo algunos 100 kilómetros al norte del aeropuerto de Granada y se llega a través de la autopista en apenas una hora. Hay una buena red de carreteras y muchas conexiones de trenes en la provincia, que también es destino de turistas, pero sin estar abarrotada. Por lo tanto es el destino ideal para las personas que se interesan principalmente por la naturaleza y la cultura de una región.

 

Andalucía ofrece gran número de reservas naturales, parques naturales y paisajes naturales con animales y plantas que solo encuentran su espacio vital aquí. Entre los animales se encuentran el lince ibérico y la cabra montesa ibérica.

 

El paisaje de Andalucía no solo resulta ser muy espectacular sino presenta una gran diversidad, desde zonas húmedas hasta el único desierto de Europa, desde los macizos montañosos de casi 3.500 metros de altura de la Sierra Nevada hasta el litoral con sus flamencos.

 

La provincia de Jaén está situada entre la Meseta Central Ibérica en el norte y el "Sistema Bético" en el sur. No tiene acceso al mar, pero la llanura del Guadalquivir, del río más grande de Andalucía, atravesar la región por trayectos en barrancas espectaculares. La llanura está caracterizada por formaciones de rocas y olivares que parecen no tener límites.

 

Bajo el impacto de tan espectacular naturaleza se despierta el deseo de pasar más y más largo tiempo en la provincia y se busca en la prensa local avisos de pisos en Jaen alquiler. Es que estas montañas antes de millones de años estaban en el fondo del mar y nos es nada inusual encontrar conchas fosilizadas.